Chino Navarro y Vos

Loading...

"Papel prensa tendría que volver al Estado"


Reportaje en Critica Digital:

Dijo que Néstor Kirchner es el candidato peronista para 2011. “Reutemann no quiere, Felipe Solá no puede y Duhalde está acabado”.

Navarro. Dice que, tras la embestida del Gobierno, a la gente le quedó claro que “Clarín es un grupo económico, algo que antes era tabú


Mide 1,86, acaba de bajar 20 kilos (ahora pesa 127) y desde hace veinte años acompaña los vaivenes del peronismo. El diputado provincial Fernando “Chino” Navarro es parte de la conducción del Movimiento Evita y las consignas de su organización, enrolada en el kirchnerismo talibán, suelen anticipar las decisiones que amasa Néstor Kirchner.

–Emilio Pérsico dijo en marzo que, si el Gobierno perdía, deberían gobernar “Cobos y Clarín”. ¿Usted cree que ese escenario es posible?
–No. Emilio trató de provocar un debate que tiene absoluta vigencia hoy y es si este país lo va a dirigir la política o los grupos económicos. Desde Menem, los grupos económicos comenzaron a gobernar a través de la política, pero eso se derrumbó en 2001. Cobos quiere volver atrás y ser la continuidad de lo que fueron Menem y De la Rúa. Hoy todo el mundo sabe que este gobierno hace política y que Clarín es un grupo económico, algo que antes era tabú. Por eso, hay un enfrentamiento.

–Pero incluso en el oficialismo reconocen que la ley avanza porque hubo un intento de convivencia que fracasó. ¿Usted qué dice?
–Si se sanciona la ley de medios, los futuros gobernantes en la Argentina no van a estar subordinados a ningún grupo mediático que forme opinión como es Clarín. No se puede desconocer que hubo una convivencia desde 2003 hasta 2007. Después hubo una ofensiva del Grupo para empujar a Lavagna o Carrió hacia el ballotage... También hubo dirigentes muy importantes, como el ex jefe de Gabinete Alberto Fernández, que terminaron defendiendo los intereses de Clarín ante el Gobierno y no al revés.

–¿El próximo objetivo del gobierno es recuperar Papel Prensa?
–No tengo información. Pero sería muy bueno que el Estado recupere lo que la dictadura les regaló a Clarín y La Nación. Fue un pingüe negocio que se hizo en pos de los intereses del Estado, pero la empresa es patrimonio del pueblo, no de un gobierno. Primero que vuelva a manos del Estado y después se decide cómo se distribuye el papel entre los medios.

–¿El Gobierno sacó lecciones del conflicto con el ruralismo?
–Sí, la primera fue no claudicar, que es lo que hacen todos los gobiernos después de dar una batalla y perderla. La ley de medios se pudo votar con sectores del peronismo, de la centroizquierda y de partidos provinciales que buscan definir un modelo de Nación. Del otro lado, la oposición es rehén de grupos económicos que se encuentran con que, después de mucho tiempo, alguien los enfrenta y les gana.

–¿Por qué se unen la centroizquierda y el kirchnerismo?
–Por las luchas del pasado y las expectativas del futuro. Con Solanas deberíamos haber ido juntos para enfrentar a Macri y lo mismo puede pasar a nivel nacional en 2011. Cuando uno empieza a ver que enfrente está la derecha y ve que detrás de las consignas liberales están los intereses económicos, no puede más que unirse. Lo bueno de esta etapa es que se tienen que sacar la máscara. En Titanes en el ring había un señor, Joe Galera, que desde afuera ayudaba a los malos y les pegaba a los buenos. Ahora, Galera tiene que subirse al ring y poner la cara.

–¿Por qué cree que hay encuestas que dicen que Cobos tiene 60 o 70 por ciento de imagen positiva?
–No creo que tenga ese índice. Pero también De la Rúa y Cavallo tuvieron una imagen positiva muy alta. Cobos sintetiza a los sectores que rechazan al Gobierno. A mí me asusta que pueda ser presidente. Es un muchacho que lee los diarios para saber lo que tiene que hacer. Jauretche decía que hay sectores sociales, como la clase media, que cuando les va mal, votan bien, y cuando les va bien, votan mal.

–¿Qué viene después del kirchnerismo?
–Yo aspiro a que vengan fuerzas políticas que puedan profundizar un modelo de nación que nos contenga a todos. Eso se puede construir en el gobierno de Cristina o en el que viene. Nuestro candidato es Néstor.

–¿Dice que el kirchnerismo no se acaba en 2011?
–No. Nosotros perdimos pero nadie ganó. Tenemos un voto consolidado que oscila entre el 25 y el 30 por ciento. Por eso, la oposición recibe tantos retos de los grupos concentrados.

–El peronismo no quiere a Kirchner como candidato.
–Néstor no tiene rivales. Reutemann no quiere, Felipe Solá no es un dirigente de trascendencia nacional y Duhalde quiere pero no puede. Si hoy Duhalde va a una interna en el peronismo de Lomas de Zamora, pierde. No sé si llega a juntar los fiscales. Como candidato está terminado.

link: http://www.criticadigital.com/impresa/index.php?secc=nota&nid=31191

BLOG OFICIAL - CHINO NAVARRO

Responsables: www.sullivanweb.com.ar